Etiqueta: Análisis

MIS CENAS CON KIRBY: PLANET ROBOBOT

MIS CENAS CON KIRBY: PLANET ROBOBOT

Han pasado unos 3 años desde la última vez que degusté un juego de Kirby y este fue el Triple Deluxe, por lo tanto me apetecía volver a disfrutar de la compañía de unos de los personajes más apetecibles de Nintendo pero en esta ocasión lo iba a hacer con una entrega mas futurista y por supuesto robótica, lo que no quiere decir que sea innovadora, todo lo contrario es de jugabilidad clásica y asegura sentir a uno de nuestros placeres culposos favoritos, la nostalgia, y esto aun sucedería si nunca hubieras probado a ninguno de sus antiguos títulos, y la respuestas al ¿por qué? reside en la música y en sus efectos de sonido que a todos despiertan al niño que llevamos dentro.

Esto es solo el entremés

Los habitantes del planeta Estrella se encuentran estupendamente hasta que reciben una visita inesperada de un platillo volador con un tren de aterrizaje, que lo asemeja a una criatura arácnida, e industrializa todo a su alrededor, por lo cual nuestro héroe tiene que acudir a la cita y como siempre revertir lo acontecido. Visualmente sobresalen sus entornos con dos capaz de profundidad y fondos aderezados con una temática robótica, por lo demás es bastante colorido y muy en la línea de otros plataformas de la portátil.

¡Esta vez sí voy a quedar satisfecho!

Las dos primeros niveles son simples tutoriales sobre los controles, nuevas habilidades y limitaciones al tripular el robot. A la primera toma de contacto se perciben las nuevas posibilidades de los dos perfiles jugables en materia de resoluciones de puzzles, con plataformas ubicadas en diferentes planos de profundidad y una especial concentración en los combates, alejándose así de otros clásicos del género.

Los poderes absorbidos por Kirby difieren a los del robot, lo que otorga una gran variedad, tampoco todas las destrezas adquiridas están incluidas en la versión autómata y lo anterior no es un problema porque los niveles están diseñados con maestría, además que para colectar todos los cybercubos, que desbloquean un nivel extra por cada mundo si consigues la totalidad de ellos, debes de cumplir con tener una habilidad específica para la ocasión y esto no es una preocupación porque siempre se puede encontrar todo lo necesario a la mano.

Las sensaciones de los enfrentamientos finales son dispares, porque pasan de pocas inspiradas a emocionantes, con numerosas fases y renovaciones de los jefes ya clásicos. En general la dificultad está ausente, como es tradición en los plataformas de Kirby, por lo cual no debería afectar a la experiencia del jugador. También disfruta de incontables pegatinas para recolectar, una especial por cada nivel y otras que pueden salir hasta repetidas.

Siempre queda espacio para el postre…

Al terminar la historia se desbloquea un nuevo modo de juego, en el que controlas a Meta Knight, con una lista de movimientos diferente a la de Kirby y el objetivo es finalizar los niveles en el menor tiempo posible. Los otros dos se encuentran desde el comienzo, los cuales son: héroes legendarios y desafíos 3D Kirby, el primero son batallas con una pizca de RPG donde tienes que elegir con anterioridad la clase (mago, espadachín, martillo y doctor) a la que pertenece tu Kirby y sus acompañantes; en el segundo Kirby puede moverse con total libertad en escenarios estáticos y el reto es derrotar a todos los enemigos devorándoselos o expulsándolos. Yo como jugador prefiero pensar que estos extras son unos experimentos y no que la sustraen de la experiencia principal aunque yo firmaría sin dudar para canjearlos por un último mundo. [8]

Anuncios